"Al mejor parador, se le atraca el estribo".